El final de Nietzsche

Al menos de su obra “Sobre verdad y mentira en sentido extramoral”, que quizás es la única parte a la que le encontré sentido cuándo la leí (eso o que ahí acababa la clase y me fijé justo en ese fragmento). El caso es que me llamó la atención, y como llevo todo el (maldito) fin de semana estudiando Filosofía, pues me parecía apropiado ponerlo aquí:

¡De qué forma tan diferente se mantiene el hombre estoico en idéntica adversidad, enseñado por la experiencia y dominándose a sí mismo mediante conceptos! Él, que de ordinario tan sólo busca sinceridad, verdad, librarse de engaños y protección ante sorpresas que cautivan, ahora, en la desgracia, lleva a cabo la obra maestra de la ficción, como aquél en la dicha; no presenta un rostro humano que se contrae y se altera sino, por así decirlo, una máscara con digna simetría en los rasgos, no grita, ni siquiera altera su voz. Cuando un genuino nubarrón de tormenta descarga sobre él, entonces se envuelve en su manto y se va bajo la tempestad a paso lento.

Y ahora, para los morbosos (aunque tampoco es gran cosa), un vídeo de Nietzsche cerca de su muerte, ya tarumba del todo (normal…). Por cierto, es la primera vez que veo en los comentarios de un vídeo de Youtube una discusión filosófica en vez de los típicos fans o los hoygans (claro, que el tema cambia)

~ por keiboll en 11 mayo 2008.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: